Esta pregunta que nos la hacemos habitualente y está en continuo debate.

Hay varias formas de trabajar el estiramiento, entre las más conocidas están: la balística, la estática y la llamada FNP (Facilitación Neuromuscular Propioceptiva), una combinación de estiramientos estáticos, isométricos y a veces estiramientos dinámicos.

La balística es cuando se utiliza movimiento para conseguir llegar a la máxima elongación del músculo, normalmente con repeticiones o rebotes que hacen que el músculo poco a poco se vaya estirando más. Tiene  cierto riesgo ya que superar la máxima elongación del músculo no es muy difícil, y eso puede tener consecuencias negativas.

La estática es cuando se intenta llegar a alongar el músculo de manera progresiva. Suele implicar un trabajo intenso de respiración, para conseguir una relajación máxima del músculo que de esa manera permita su elongación. Es la más conocida y practicada, aunque la mayoría de la gente la realizamos de manera incorrecta.

estirar o no estirar

El FNP es el gran desconocido, ya que implica la utilización de varias técnicas alternativamente y aunque es bastante efectivo, necesita en la mayoría de los casos de la ayuda de un fisioterapeuta para su correcta realización. Se basa en un trabajo de contracción-relajación mediante el que se consigue un aumento mayor del rango articular y una mayor elongación muscular.

Siempre se ha dicho que los estiramientos tienen un montón de ventajas: amplían el rango de movimientos de nuestras articulaciones, aumentan la flexibilidad de músculos, tendones, fascias e incluso de la piel, y son capaces evitar muchas de las lesiones más comunes, esguinces y demás torceduras, contracturas,... e incluso reducen el nivel de acido láctico que se produce después de un trabajo intenso. 

 

Hay estudios que demuestran que los estiramientos son beneficiosos, hay estudios que dicen que no lo son, o quizás, si no se llega a decir que son perjudiciales, la conclusión es que no han valido para nada.

Se pueden citar muchos estudios que encuentran ventajas claras en la realización de ejercicios de estiramiento, ayudan a reafirmar los músculos y mejoran la resistencia y la capacidad aeróbica, factores que pueden ayudar a prevenir diversas enfermedades, como las de origen cardiaco. Son buenos para la buena salud general, pero… ¿la flexibilidad mejora el rendimiento deportivo?

Algo que debemos considerar es el tipo de actividad física que vayamos a realizar, es decir, si tenemos previsto realizar un deporte con alta intensidad de ciclos de estiramiento-acortamiento (tipo fútbol o rugby), o actividades como la danza, necesitamos preparar el músculo con su máxima capacidad de energía elástica (almacenar y liberar energía) que favorezca la eficacia en la ejecución del deporte. Si el deportista no tiene una distensibilidad músculo-tendinosa (flexibilidad) adecuada, la absorción de energía necesaria para la práctica de dicho deporte puede superar la capacidad del músculo o del tendón, lo que puede producir lesión.

Un programa de estiramiento adecuadamente realizado puede aumentar la viscosidad del tendón lo que parece aumentar su distensibilidad, y por lo tanto prevenir en cierta medida las lesiones.

En el caso de deportes con una baja o media intensidad de ciclos de estiramiento-acortamiento (Carrera, bicicleta, natación....) no es necesaria una distensibilidad especial del grupo músculo-tendinoso por lo que no hay aparentemente ninguna ventaja en cuanto a la prevención de lesiones

Nuestras recomendaciones serían:

  • No es recomendable salir a correr sin hacer dos cosas previamente:
        - Aumentar el ritmo cardiaco.
        - Aumentar la temperatura del cuerpo.
    Eso se ha llamado siempre calentar, por lo que todo entrenamiento o carrera, empieza por ahí.
  • Estirar antes de la carrera no parece servir para nada, es más, parece reducir la efectividad del ejercicio. Si estás acostumbrado sigue haciéndolo, y si no, no lo hagas,... pero (Ojo, calentar excesivamente puede agotar los músculos que perderán eficacia en la carrera o entrenamiento.)
  • El estiramiento aumenta la flexibilidad, no lo ponemos en duda, pero ¿la flexibilidad sirve para un corredor?, un estiramiento medio, ....un nivel de flexibilidad media es más que suficiente, los extremos no son buenos, y aquí tampoco.
  • La flexibilidad no reducirá mi riesgode lesionarme, ni las agujetas.
  • Después de correr, bien calientes, un ligero estiramiento puede hacer recuperar la longitud a los músculos, lo cual todavía hay que demostrar qué ventajas tiene, pero recordemos que para que un estiramiento tenga un efecto duradero debe realizarse correctamente, y explicar eso, es objeto de otro artículo, o de un libro entero.
  • Concentrémonos en el deporte que se practica, si corremos, tren inferior, no hace falta estirar bíceps.
  • Si estás recuperando de una lesión, el estiramiento puede ayudar a recuperar la flexibilidad perdida, pero hay que estar muy atentos a ir aumentando el rango muscular poco a poco.

En definitiva, es frustrante llegar a la conclusión que no hay ninguna conclusión.